Elegir página

Recomendaciones técnicas y gerenciales para ser implementadas en el manejo de espacios deportivos en tiempos de crisis

Recomendaciones técnicas y gerenciales para ser implementadas en el manejo de espacios deportivos en tiempos de crisis

La actual crisis generalizada por la que atravesamos, nos obliga a poner en práctica una serie de medidas técnicas y gerenciales especiales. En ese sentido se presenta un listado de propuestas y sugerencias que deben ser evaluadas y adaptadas según las necesidades y condiciones propias de cada espacio deportivo.

Objetivo principal:

“Proporcionar a nuestras canchas las mejores prácticas de mantenimiento posibles a fin de garantizar un buen desempeño de la mismas de acuerdo con sus potencialidades a fin de poder proporcionar     a los usuarios las mejores condiciones de juego posibles, dentro del marco de la actual escasez de insumos y agroquímicos en general”.

  1. Establecer una excelente comunicación con las autoridades de las canchas y con los usuarios en general.
    Se debe establecer una excelente comunicación con todas las personas implicadas en el uso de los espacios y en la toma de decisiones fin de mantenerlos siempre al tanto de todas las medidas de ajuste que se consideren tomar. Se debe presentar un programa con la descripción de las medidas y las explicaciones pertinentes, según las características y condiciones de cada campo.
  2. Inscribirse en las asociaciones que agrupan a los involucrados en el que hacer deportivo tanto en la práctica como en sus aspectos técnicos.
    Se debe hacer lo posible por unirse a asociaciones y federaciones a través de las cuales se puedan unificar esfuerzos para de manera conjunta afrontar la situación y sacar provecho de la unión. Se debe fomentar el intercambio de información en cuanto a la ubicación de insumos y agroquímicos, realizar compras conjuntas, intercambiar productos agroquímicos de acuerdo con la disponibilidad y las necesidades de cada campo, el intercambio de repuestos y maquinaria en desuso, etc. Conformar inventarios nacionales de productos agroquímicos no esenciales y maquinaria y repuestos viejos.
  3. Establecer claramente las potencialidades y debilidades de cada cancha en particular.
    Se debe tener bien claro cuáles son nuestras potencialidades y debilidades de modo de sacar provecho al máximo de las potencialidades y atacar directamente las debilidades.
  4. Establecer claramente las prioridades según cada área de la cancha
    Se deben establecer prioridades en cuanto a los programas de mantenimiento a aplicar según cada área, en ese sentido, en golf, por ejemplo, se establece en primer lugar los greens y en forma decreciente, tees, fairways, declives, bunkers y roughs etc.
    En fútbol, es obvio que arquerías y centro del campo requieren trabajo más intensivo. En Baseball tenemos el infield y la zona entre bases.
    Estas áreas prioritarias, son las que mayor cantidad de insumos y horas hombre consumen.
  5. Abastecerse lo más posible de acuerdo con las necesidades particulares de cada campo.
    Es necesario establecer una programación anual de compras de agroquímicos e insumos de modo de poder realizar las mismas con anticipación y adquirir de una vez todo lo necesario cuando se logre ubicar algún producto, para ello es necesario contar con almacenes adecuados que permitan guardar los agroquímicos sin que los mismos se dañen. Por otra parte es necesario disponer de partidas de dinero de disponibilidad inmediata para ejecutar compras rápidas.
  6. Subir alturas de corte en general a los rangos superiores permitidos.
    Al mantener las alturas de corte de una cancha en los rangos más altos permitidos aumentamos la tolerancia de la grama a los distintos estreses a los que es sometida y disminuimos considerablemente los requerimientos de agroquímicos en general.
  7. Golf: reducir anchos de fairways según las posibilidades de cada hoyo.
    Se debe evaluar la posibilidad de reducir el ancho de fairways y rough con el objetivo de disminuir las áreas a mantener bajo intensidades altas de mantenimiento en cada hoyo, sin que esto tenga un efecto significativo en la dificultad del mismo y en su diseño, esto con el objetivo de disminuir el uso de agroquímicos y de la maquinaria más costosa.
  8. Disminuir frecuencias de corte en general al mínimo posible sin ocasionar “raspado”.
    Se debe evaluar la posibilidad de disminuir las frecuencias de corte en general hasta lo mínimo permitido según las características de cada campo. En golf, se debe evaluar la posibilidad de no cortar los greens los lunes y otros días de la semana, durante los cuales se debe pasar solo rodillos, estos días preferiblemente los de menor afluencia de jugadores.
  9. Disminuir la variedad de alturas de corte en las distintas áreas del campo.
    Disminuir al máximo posible la variedad de cortes en el campo y dejar solo los más importantes. Esto nos permite hacer un uso más balanceado de la maquinaria disponible.
  10. Reciclar los restos de hojas de grama en las áreas en donde sea posible.
    Disminuir al máximo posible el uso de cestas recolectoras de restos de hojas de grama cortada y permitir que las mismas retornen al suelo.
  11. Disminuir al máximo la competencia con árboles.
    No se puede permitir bajo ninguna circunstancia la competencia con árboles, u otras estructuras generadoras de sombreado. En este sentido se deben talar aquellos árboles o arbustos que produzcan una mayor competencia y en su lugar plantar 7 nuevos en otras áreas en donde no produzcan daños. En la medida en que la competencia con los arboles es mayor en esa medida será mayor el requerimiento de agroquímicos e insumos, la luz solar es imprescindible y es gratis.
  12. Disminuir las intensidades de mantenimiento en áreas de menor importancia.
    Disminuir la frecuencia de uso de maquinaria e insumos en general para el mantenimiento de áreas de menor importancia.
  13. Reciclar restos vegetales de manera adecuada.
    Evaluar la posibilidad de reciclar de manera adecuada todos los restos vegetales que se produzcan en el campo, como hojas, para ser usados como abonos orgánicos y emplearlos en algunas zonas del mismo.
  14. Incorporar al campo mas áreas naturales y disminuir las áreas ornamentales.
    Incorporar a los espacios áreas naturales propias de cada locación con especies autóctonas y naturales para disminuir el área de mantenimiento.
  15. Utilizar únicamente gramas que se adapten a las exigencias.
    Sustituir las especies de grama que no se adapten a las condiciones y exigencias de cada área en particular por especies con mayor tolerancia a las mismas.
  16. Mejorar las condiciones de circulación de aire.
    Mejorar la circulación de aire de manera de garantizar un flujo constante que no permita la formación de microclimas que favorezcan el desarrollo de enfermedades fungosas.
  17. Controlar al máximo el flujo de jugadores en el campo.
    En el caso del golf, evitar al máximo la concentración de juego en áreas determinadas ya que las mismas van en detrimento de la grama, en este sentido realizar una buena administración de las posiciones de banderas y marcas de los tees. Evitar al máximo el uso excesivo de la cancha.
    En otros deportes, se hace necesario examinar las horas semanales de uso y evitar en la medida de lo posible el exceso de tráfico.
  18. Rectificar pendientes de drenajes superficiales y mejorar drenajes subterráneos.
    Establecer programas de rectificación de pendientes en áreas con depresiones que favorecen la acumulación de agua y humedad que afectan negativamente el desempeño de la grama. Por otra parte mantener adecuadamente los drenajes subterráneos.
  19. Regar la grama adecuadamente y haciendo uso eficiente del agua.
    Concentrar esfuerzos en el uso adecuado del recurso agua y tratar de suministrar las cantidades adecuadas de agua de acuerdo con las necesidades de la grama.
  20. Establecer programas de mantenimiento rutinarios de los componentes del sistema de riego y equipos de bombeo.
    Establecer programas de mantenimiento continuo de todos los equipos de riego de modo de garantizar un buen desempeño de los mismos y prolongar su vida útil.
  21. Realizar prácticas de mantenimiento secundarias como la aireación en épocas de crecimiento activo.
    Programar y realizar las aireaciones en épocas de crecimiento activo, durante la época de lluvias, de modo de asegurar una rápida recuperación de la grama y disminuir el uso de agroquímicos.
  22. Calibrar fumigadoras a volúmenes de agua más bajos.
    Calibrar las fumigadoras a los rangos de volúmenes aplicados más bajos de modo de hacer un menor uso de las mismas. Hacer cambio de las boquillas regularmente para asegurar dosis de aplicación.
  23. Hacer pruebas de diagnóstico de enfermedades y plagas.
    Una vez detectados los síntomas de alguna enfermedad, llevar muestras al laboratorio de fitopatología para determinar con exactitud en agente causal y poder aplicar los tratamientos de manera más específica para un control más efectivo.
  24. Establecer programas de fertilización de acuerdo con análisis de suelos y foliares y utilizar dosis mínimas requeridas.
    Realizar análisis de suelos por lo menos cada dos años y tratar de establecer programas de fertilización de acuerdo con los resultados, tratando de emplear intensidades de fertilización y dosis más bajas.
    Es importante señalar que la sobre fertilización promueve el crecimiento exuberante, la acumulación de acolchonamiento del césped y lentitud excesiva en rodamiento y rebote en todos los deportes.
    El crecimiento excesivo obliga a mayor uso de la maquinaria de corte y a mayor control del exceso de materia orgánica.
  25. Eliminar horas extras y negociar tiempo por tiempo.
    Para disminuir los montos de la partidas del presupuesto dirigidas al personal evitar al máximo las horas extras y cambiarlas preferiblemente por tiempo.
  26. Concentrar esfuerzos en la preparación y entrenamiento del personal.
    Capacitar y motivar al personal en general de modo de aumentar las probabilidades de que los trabajos y tareas se ejecuten de la manera más adecuada y eficiente. AVENSUCAD con la colaboración de sus asociados puede impartir seminarios de entrenamiento.
    Existen en el mercado muchos DVD de motivación personal, muy útiles para ser vistos y discutidos dentro de cada núcleo de trabajo.
  27. Establecer programas de ejecución continua de pruebas de precipitación.
    Para monitorear la distribución adecuada del agua de riego, ejecutar periódicamente pruebas de precipitación y ajustar de acuerdo con los resultados. Recordando que es preferible “ligeramente húmedo” que “Inundado”.
  28. Implementar programas de riego manual.
    Para usar más eficientemente el recurso agua y de manera dirigida implementar programas de riego manual de modo de utilizar lo menos posible el sistema de riego completo.
  29. Establecer programas de aplicación de herbicidas pre emergentes.
    Para disminuir la variedad de herbicidas empleados según las distintas malezas, establecer un programa de aplicación de herbicidas mediante el uso de pre emergente de modo de controlar las malezas antes de que germinen.
  30. Involucrar a usuarios en el cumplimiento de las normas de etiqueta y el buen uso de los espacios.
    En golf hay una serie de Reglas de etiqueta destinadas a proteger las canchas. Estas reglas son conocidas por todos, pero a veces es necesario fomentar su aplicación.
    En otros deportes, el concepto de reglas de etiqueta no está documentado, pero, de la misma forma debe fomentarse el sentido común. Si una cancha de fútbol esta encharcada, no debe usarse hasta tanto no0 haya drenado el agua, porque esto ocasiona severos daños.
    En béisbol debe promoverse un lapso de espera para mantener secas y sin charcos las zonas de arcilla, ya que estas son muy sensibles a la erosión por acción de los jugadores.
  31. Emplear personal con experiencia.
    Con el objetivo de garantizar la adecuada ejecución de los trabajos emplear y mantener preferiblemente personal con experiencia y especializado.
  32. Implementar al máximo programas controlados de mantenimiento preventivo de la maquinaria según la disponibilidad de recursos.
    Hacer énfasis en lubricación y afilado de cuchillas y molinetes.
  33. Disminuir frecuencia de corte y usar rodillos.
    Disminuir la frecuencia de corte de los greens y sustituirla por solo pases de rodillos, esto puede realizarle los días de semana cuando se tenga menor afluencia de usuarios, los rodillos tienen una vida útil mucho mayor y no requieren de mucho mantenimiento.
  34. Estudiar alternativas naturales a los agroquímicos.
    Control manual de malezas.
    Herbicidas Alternativos: Vinagre al 20%, ácido Bórico, agua caliente, quemar con soplete, Mezcla de vinagre, sal y jabón. Aplicaciones de Schock Salino.
    Insecticidas Alternativos: Solución jabonosa, extracto de Nim, controles biológicos en general.
    Fungicidas alternativos: Controles biológicos. Abonos orgánicos que promuevan la actividad microbiológica beneficiosa.
  35. Establecer controles de uso de maquinaria, equipos y vehículos de transporte.
    Para evitar el uso excesivo e innecesario de los vehículos de transporte, establecer normativa de uso estricto de los mismos.
  36. Depurar la nomina y dejar solo personal eficiente, comprometido y entusiasta.
    Con el objetivo de mejorar la productividad de todo el personal de campo, tomar acciones para depurar y dejar solamente el personal comprometido y eficiente con el campo.
  37. Implementar el uso de software para el manejo de toda la superintendencia.
    Para ser más eficientes en el manejo y control de todos los recursos se deben emplear programas especialmente diseñados o elaborados para tal fin.
  38. Establecer estándares de mantenimiento acorde con las posibilidades y con la realidad de cada campo.
    Debe dejarse por escrito los estándares de mantenimiento y reducirlos de acuerdo con las posibilidades reales de cada campo y con el visto bueno de los comités y juntas directivas.
  39. Corregir en la medida de las posibilidades los problemas de diseño, atacar las causas del problema y tratar en lo menos posible de lidiar con síntomas.
    De acuerdo con cada situación en particular evaluar la posibilidad de corregir las causas de los síntomas y no lidiar con los mismos.
  40. Revisar y reagrupar recursos del presupuesto de acuerdo con las prioridades y la situación del momento.
    En base al diagnóstico de la situación y a las condiciones propias de cada campo reagrupar recursos acorde con las necesidades.
  41. Contratar compañías especialistas para la ejecución de labores de mantenimiento fuera del campo.
    Para concentrar al máximo los esfuerzos en el mantenimiento de las áreas de juego, delegar en compañías especialistas la ejecución de otros trabajos secundarios como poda de árboles, limpieza y mantenimiento de jardines etc.
  42. Golf: disminuir intensidad de mantenimiento de los bunkers.
    Disminuir a tres veces por semana el mantenimiento de los bunkers y solicitar a través de campañas de concientización a los golfistas y caddies la obligatoriedad de rastrillar los bunkers.
  43. Golf: eliminar paredes muy inclinadas de los bunkers.
    Disminuir al máximo posible las paredes de bunkers muy inclinadas mediante la colocación de panelas de grama.
  44. Contratar servicios de empresas especialistas en la fabricación de piezas.
    Debido a las dificultades para la importación de piezas y repuestos se hace necesaria la contratación de empresas especializadas en la fabricación de piezas o repuestos para la maquinaria y los equipos en general.
  45. Adquirir y equipar los talleres con todas las herramientas necesarias para el mantenimiento y reparación de los equipos.
    Es importante que se disponga de todas las herramientas necesarias para poder ejecutar adecuadamente las reparaciones requeridas.
  46. Almacenar toda la maquinaria y equipos bajo techo.
    El mantener los equipos y maquinas a la intemperie disminuye considerablemente su vida útil, en este sentido es recomendable almacenarlas bajo techo.
  47. Contratar servicios de consultores especialistas.
    Tratar en la medida de lo posible de contratar consultores especializados en el mantenimiento de campos deportivos que nos permitan realizar un manejo más eficiente y adecuado de los recursos disponibles.
  48. Mantener siempre las condiciones de juego por encima de las condiciones estéticas.
    Al momento de establecer prioridades dar mayor importancia a las condiciones de juego por encima de las condiciones estéticas.
  49. Planificar:
    La más importante herramienta frente a toda crisis es la planificación.
    El mejor plan es aquel que está dividido por niveles. Por ejemplo:
    Planificación global a largo plazo: Plan Maestro. Contiene las metas que requieren inversiones mayores y abarca un lapso de varios años.
    Planificación y Presupuesto anual: Contiene programas generales y debe ser proyectado según un cálculo inflacionario. Para el 2015, por ejemplo, una cifra realista es una inflación acumulativa del 5% que arroja al final del año un total de 80% aproximadamente.
    Planes semanales: En general, se sugiere hacer planes semana a semana con unas tres semanas de planificación por adelantado como mínimo.
    Es importante recalcar que todo plan siempre es flexible, de manera que ante los contratiempos pueda ser modificado.
    Los planes se hacen para ser cambiados, pero es imposible hacer ajustes si se carece de un Plan.
    Sin plan se comienzan labores y nunca se completan, se hacen los trabajos con prisa y sin cumplir con las correctas especificaciones técnicas, lo cual suele conducir a trabajos que luego deben ser repetidos a un mayor costo.
    Aquí cabe la frase esencial de toda planificación:
    “El peor plan del mundo es siempre mejor que ningún plan”
  50. Realizar aplicaciones de herbicidas de manera localizada.
    Hacer las aplicaciones de herbicidas de manera localizada si la distribución de las malezas así lo permite.
  51. Reciclar la arena que se extrae durante las aireaciones.
    Para disminuir el uso de arena sílice y ahorrar recursos, reciclar los tacos de arena mediante el pase de cortadora vertical, siempre y cuando la arena tenga buenas condiciones y no amerite ser sustituida completamente.
  52. Implementar el uso de las máquinas afiladoras de molinetes y cuchillas.
    Acondicionar y poner en uso todas las maquinas afiladoras de cuchillas y molinetes de manera de hacer un uso más eficiente y prolongado de estos componentes que resultan en la actualidad extremadamente costosos.

AVENSUCAD.
Asociación Venezolana de Superintendentes de Campos Deportivos
Guataparo, 6 de febrero del 2015

 
 

Torneos

  • Torneo de Golf CELAP 2017. 6 de octubre, Tucán Country & Resort Panamá
  • 6to Torneo de Golf Nereyda's Classic 2017. 30 de septiembre, Summit Golf Club Panamá
  • Torneo Apertura Hotel Marriott Maracay & Golf Pro Caddie, 22 de Septiembre

Videos

Cargando....

Twitter

Anunciantes

Toyota
Sambil
Lidotel
Aruba One Happy Island
Santa Bárbara Beach & Golf Resort Curaçao
ReMax Caproinco
Air Europa
Taittinger
Armor Blindados
Siervo y Asociados
Toyomaya
Grupo Jach
Julio Nutt
Ferrdi Sports
Analítica

Instagram

  • Sergio Garca explica su dropaje sin penalidad en el BMWhellip
  • El Prince of Wales Country Club se viste de galahellip
  • Eduar Snchez el ganador de la Cuarta Parada del Minihellip
  • Ya llega el Tour Championship ltimo torneo de los playoffshellip